Han descubierto un lago subterráneo de Agua líquida en Marte

Por primera vez en Marte se detectó un gigantesco lago subterráneo de agua líquida, como anunciaron varios investigadores italianos el miércoles, según los resultados del radar instalado en la sonda Mars Express de la Agencia Espacial Europea.

El hallazgo importante concluye que en una región llamada Plamun Australe, y ubicada en el polo sur de Marte, el perfil que dibuja el radar es muy similar a los grandes lagos de agua líquida que se encuentran bajo la Antártida y Groenlandia en la Tierra.

Los científicos

No descartan que también se pueda pensar en la posibilidad de encontrar un “depósito biológico”, ya que está demostrado que algunas bacterias pueden sobrevivir a bajas temperaturas y sobre todo gracias a las sustancias salinas.

Roberto Orosei, el primer investigador de este estudio y responsable del radar MARSIS instalado en la sonda Mars Express, explicó que “se descubrió que los ecos procedentes de debajo de esta área eran más fuertes que los ecos de la superficie y que esta circunstancia solo ocurre cuando se observa agua subglacial como en la Antártida “.

Orosei explicó

Han necesitado varios años para llegar a estas conclusiones y para esto, cualquier otra explicación posible se ha eliminado una por una hasta que se haya alcanzado la evidencia de que se llegó al agua. Marte ahora es frío, árido y desértico, pero solía ser cálido y húmedo y albergaba mucha agua líquida y lagos hace al menos 3.600 millones de años.

“Este es un resultado sorprendente que sugiere que el agua en Marte no es una escorrentía temporal, como se reveló en descubrimientos anteriores, sino un cuerpo de agua persistente que crea las condiciones para la vida durante largos períodos de tiempo”, dijo Alan Duffy, profesor asociado en Swinburne Universidad en Australia, que no participó en el estudio.

“Este es el primer cuerpo de agua detectado, por lo que es muy emocionante”, dijo David Stillman, un investigador con experiencia en el Departamento de Estudios Espaciales en el Southwest Research Institute en Texas. Sin embargo, el científico, que no participó en el informe, consideró necesario que otros radares e instrumentos confirmen los hallazgos y sustenten las conclusiones.

Via: ancient-code.com

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propios y de terceros para brindarle a usted la mejor experiencia de usuario en su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies