Hay un gigantesco laberinto debajo de Egipto

Datos proporcionados por varios barridos de radar en la zona de Hawara, en Egipto, efectuados por la Expedición Mataha, en coordinación con la Universidad de Gante, Bélgica, y otras organizaciones oficiales, arrojaron evidencias concluyentes sobre la existencia de un Laberinto Subterráneo.

La arena de Hawara fue explorado en 2008 por el equipo de la expedición egipcia belga. Aunque las técnicas de penetración en tierra son utilizados por los arqueólogos durante años, la Expedición Mataha (Mataha = laberinto en árabe) fue el primero en aplicar esta tecnología en la arena de Hawara para investigar el lost labyrinth (Laberinto perdido).

El llamado Laberinto de Egipto

Un colosal templo descrito por muchos autores clásicos como Herodoto y Estrabón, podría ser la clave que probaría la existencia de una civilización que precedió a otras culturas antiguas de las cuales se tienen vestigios en la zona.

Se cree que este monumento de dimensiones colosales contiene 3.000 habitaciones llenas de jeroglíficos y pinturas, y que ha estado perdido durante 2 milenios bajo las antiguas arenas de Egipto.

Entre los autores que han mencionado el Laberinto de Egipto, es importante mencionar a Herodoto, quien afirmó haber visto con sus propios ojos esta estructura subterránea y cuya descripción es alucinante.

En su libro de Historias, libro II, Herodoto describe el laberinto de la siguiente forma: He visto una obra increíble. Si alguien juntase las construcciones de los griegos y mostrase toda su obra junta, ésta parecería menos tanto en esfuerzo como en gastos en comparación con este laberinto.

En el informe

Los resultados de la expedición se escribió lo siguiente: Bajo la superficie de piedra artificial aparece, a pesar del efecto un poco distorsionado por la presencia de aguas subterráneas, a una profundidad de entre 8 y 12 metros, una estructura en forma de rejilla de tamaño gigantesco hecha de un material de alta resistencia como podría ser piedra granífica.

Han pasado 8 años desde el descubrimiento del Laberinto subterráneo en Hawara. Lamentablemente, el acceso a la pirámide de Hawara, actualmente, está inundado por agua y lodo, lo que hace que el laberinto, probablemente esté inundado.

Además, se ha construido un canal en el área de tal manera que el lugar ha quedado dividido en dos secciones, lo que hace imposible continuar investigando, y comprobar si este hallazgo es la prueba definitiva de una civilización perdida.

Via: muyvirtual.commi

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propios y de terceros para brindarle a usted la mejor experiencia de usuario en su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies